Join the List

Press Coverage

Nely Galán: El éxito no llega con ‘pajaritos en la cabeza’

Olivia P. Tallet

La Voz de Houston

Nov 11, 2012

La idea principal es que las futuras o presentes empresarias impulsen sus negocios, aprendan a capitalizar sus talentos, se impulsen como grupo.

Galán, de origen cubano, vio el camino al éxito muy temprano, cuando con apenas 15 años fue contratada por la revista Teen tras publicar una crítica a las monjas del colegio donde estudiaba mientras ayudaba a sus padres con la economía familiar vendiendo productos Avon. Su carrera se aceleró y ha sido desde productora de programas de televisión hasta presidenta financiera de Telemundo.

Mientras sigue siendo productora, dice que considera Adelante Movement como su segunda etapa profesional. Empresas grandes como Coca-Cola financian el proyecto.

El concepto, señala es “que las latinas nos promovemos unas a las otras y nos cuidamos las espaldas; que compramos productos unas de las otras para crear riqueza; que votamos y que influimos en cada miembro de nuestras familias para votar y mover montañas como grupo; que creamos nuestras propias compañías”.

PREGUNTA: ¿Qué te motivó a crear Adelante Movement?

RESPUESTA: Para mí es importante que si tú has hecho bastante con tu vida y te ha ido bien, tienes que devolver lo que has aprendido. Yo estoy obsesionada con las latinas porque sé que somos el mercado emergente más grande, que tenemos todas estas oportunidades, y que no las estamos tomando, por bobas. Bobas por un par de cosas: número uno, que nos da pena sobresalir del esposo, del papá, del otro y lo otro.

Dos: porque siempre nos preocupamos por el hijo, el hombre, el otro, y no nosotras. Y número tres: porque nosotras no somos como las estadounidenses, (que) son muy agresivas y van y persiguen las oportunidades. Nosotras somos de ‘ay, pero a mí no me invitaron al show… o ay pero me da pena…”
Entonces me propuse hacer una gira (por el país). No quiero ser la gurú de nadie, no soy un genio, ni soy nadie. Sólo quiero decirles cómo yo lo hice. Puede que te funcione, puede que no, pero por lo menos tienes la oportunidad de saberlo.

Parte de lo que he aprendido es teniendo oportunidad de escuchar a gente brillante. Por eso llevo conmigo a mujeres como Sandra Cisneros (escritora y ganadora del financiamiento MacArthur Genius para talentos creativos), o Rigoberta Menchú (premio Nobel de la Paz).

P: ¿Cómo se logra el éxito?

R: Más que tener éxito, creo que lo más importante para una mujer es tener independencia económica, como número uno. Creo que una no puede tener pajaritos en la cabeza, hay que tener los pies sobre la tierra. Hacer un plan todos los días y poner al menos tres tareas a cumplir para poco a poco arribar a tu meta. Tú crees que yo he tenido mucho éxito, pero yo he fallado mucho también. Lo que pasa es que yo completo lo que empiezo, siempre. Por ejemplo, a mí se me metió en la cabeza que yo quería terminar la escuela e hice Master en Psicología y el doctorado lo termino en diciembre. Una de las cosas que siempre les digo a las mujeres en las presentaciones de Adelante es: “no compres zapatos, compra edificaciones”. 
Yo tengo zapatos bellos, pero me preguntan hoy dónde compraste éstos que tengo puestos y te digo que son de Isabel Toledo, cubana, diseñadora de Payless. Mis prioridades están definidas. 
Mi casa está pagada, mi carro está pagado, no tengo deudas, y no tengo que trabajar si no quiero. Tengo suficiente dinero para no trabajar el resto de mi vida si no quiero. Yo creo que eso es felicidad.

Yo creo que eso es felicidad, no tener dolor de cabeza…

P: ¿ Qué consejos les transmites a las mujeres entonces?<,strong>

R: Uno, que no hay príncipe azul. Ni en el trabajo ni en tu casa. Yo tengo un esposo buenísimo, pero no dependo de él. Si tu hombre llegó, bien, si no, ok, pero no me voy a morir. No vivimos en una novela. 
Número dos, de verdad creo que hay que ir a terapia, y estudié psicología por algo. Todos tenemos nuestros problemas y yo pienso, si un futbolista puede tener un entrenador, ¿por qué yo no puedo tener un entrenador? Todos tenemos debilidades y hay que ir a un profesional, no a tu amiga que ya tiene una idea de quién tú eres. 
Hay que decir, yo valgo tener un coach. Si yo vuelvo a nacer yo empezaría con un coach a los 15 años, y entonces ya sería presidenta de los Estados (carcajadas). 
También les digo a las mujeres que tenemos siempre que vivir en dos líneas paralelas de dinero por un lado, y misión por el otro. El dios de este país es el dinero, pero no hay que ganar dinero haciendo necesariamente lo que a ti te encanta. En una época de tu vida tienes esa ilusión de que quieres salvar el mundo, pero primero tienes que salvarte tú, lo que quiere decir ir a trabajar, guardar, cumplir metas. El sueño americano está equivocado: no es hacerse millonario sino lograr tus metas... Yo tengo ahora el privilegio de trabajar en esta misión de Adelante Movement después que gané dinero y me sacrifiqué ahorrando...

P: Pero no todas las mujeres pueden hacer lo que tú…

R: No, no lo que yo he hecho, pero sí pueden lograr sus metas. La persona más sencilla puede. La nanny de mi casa me pidió que le enseñara a ella y sus amigas, ahora ya se compró una casa en México porque quiere regresar algún día. Todo en la vida es relativo... Hay que entender cuáles son tus capacidades y límites pero todo el mundo puede hacerlo, a su nivel.

Stay Connected

Spread the word

Tell a friend

© 2016 The Adelante Movement. All rights reserved. Terms of Service | Privacy Policy

Powered by ARCOS | Design by Plus Three